fbpx

Verticilosis almendro

Si estás buscando información sobre la verticilosis en el almendro, seguro que estás teniendo problemas con tus cultivos.

De ser así, no te preocupes, a continuación, te brindamos toda la información que requieres para conocer más sobre esta enfermedad de la planta de almendro, los diversos síntomas y cómo prevenir y tratarla.

En primer lugar, debes saber que esta enfermedad está provocada por el hongo Hifomiceto Verticillium dahliae.

Este hongo patógeno es muy diverso, presentando múltiples formas de plantas huéspedes, entre las que se encuentran un gran número de especies cultivadas, forestales y ornamentales, tanto herbáceas como leñosas.

Cuando hablamos específicamente del almendro, la verticilosis está considerada como una enfermedad de gravedad secundaria, con muy poca incidencia y bajo grado de severidad. Se manifiesta solamente en condiciones de muy alta concentración de propágulos en el suelo.

Un punto a favor de los cultivadores de almendro es que el porcentaje de árboles afectados es muy pequeño y suelen recuperarse una vez eliminadas las partes afectadas.

 Características y síntomas de la verticilosis en el almendro

Al inicio, los síntomas de verticilosis en el almendro se presentan como un marchitamiento que afecta generalmente a los árboles de forma asimétrica, donde las hojas de los brotes tiernos se secan, permaneciendo algún tiempo en el árbol para posteriormente caer.

 

La mayoría de las variedades de almendro presentan cierta sensibilidad a la verticilosis. Las hojas situadas en la base de las ramas son las primeras en secarse, permaneciendo algún tiempo en el árbol, para caer después.

En función de la severidad del ataque de esta plaga, los síntomas pueden verse restringidos a una pequeña parte de la copa, afectando ramas secundarias o ramas primarias enteras y en casos muy graves afectar toda la parte aérea del árbol.

En algunas ocasiones, la corteza de la madera afectada suele presentar una coloración morada, mientras que el leño tiene una tonalidad chocolate.

Sin embargo, no todo son malas noticias, ya que una vez eliminadas las ramas afectadas por verticilosis, mediante la poda, no suelen volver a presentarse los síntomas.

¿Cómo prevenir y tratar la verticilosis en el almendro?

La adopción de medidas preventivas serán acordes con la estimación del riesgo. Previa a la plantación, se debe hacer un estudio y análisis del suelo para determinar la concentración de hongos.

En segundo lugar, se debe escoger variedades y patrones de almendro poco susceptibles a la enfermedad.

Por otro lado, se requiere una limpieza del área, para así evitar excesos en el aporte de agua y nutrientes. En el caso de fuertes infecciones, será necesario destruir los órganos afectados para disminuir la fuente de inóculo.

Debido a la poca incidencia y severidad que la verticilosis genera en el almendro, actos de prevención como la poda de las ramas afectadas y su posterior quema son suficientes para la erradicación de esta enfermedad.

Si está pensando en utilizar medios químicos para tratar esta plaga, más bien recomendamos minimizar el uso de los mismos, los cuales han demostrado ser poco efectivos.

Por otro lado, se recomienda realizar las medidas de prevención artesanales, las cuales son muy buenas alternativas para prevenir y tratar la verticilosis en el almendro.

Últimas Noticias