fbpx

Roya del almendro

La roya del almendro es una enfermedad que causa la defoliación del almendro y puede llegar a representar daños muy importantes en cuanto a las hojas.

Mayormente aparece cuando llega la época de lluvias y, en combinación con las temperaturas suaves de primavera, su propagación se hace más rápida.

Dicha enfermedad se encuentra entre las más fáciles de detectar, ya que se comienzan a notar una serie de manchas amarillas que van apareciendo en el haz de las hojas.

Lo peor de este tipo de enfermedad es que puede producir que las hojas afectadas por este hongo terminan por caerse y por lo tanto ocasionar que la planta se debilite.

Por ello, cuando se nota una fuerte infección, lo mejor y más recomendable es destruir los órganos afectados, disminuyendo así la fuente de inoculo, y evitando la propagación rápida de la bacteria.

Síntomas y Daños de la roya del almendro

Como se dijo anteriormente, su presencia es detectable de manera fácil, debido a que en el haz de las hojas se aprecian un gran número de pequeñas manchas de color amarillento.

Y en el envés se localizan las pústulas, que son de color marrón y cuentan con una consistencia pulverulenta, que contienen las esporas.

En el caso de ataques sumamente severos en la plata, es decir, cuando se está en condiciones de alta humedad, puede provocar una elevada defoliación.

Características de la Roya del almendro

  • Las infecciones suelen ser tardías.
  • Se da en condiciones ambientales de alta humedad
  • Las temperaturas suaves de primavera y verano son las que favorecen el desarrollo de la enfermedad.

En los frutos no es frecuente llegar a ver daños que signifiquen una importancia mayor, pero de todas formas hay que prevenir que esta enfermedad aparezca.

Por ello, con la ayuda de los tratamientos adecuados y preventivos se puede evitar una propagación de la misma.

¿Cómo prevenir y tratar la roya de almendro?

En el mercado existen diversos tipos de fungicidas para el tratamiento de los hongos, en este caso lo más recomendables es utilizar uno que sea sistémico y actúe directamente sobre la raíz, entrando de esta forma en contacto directo con la plaga.

Además, también existen tratamientos ecológicos que fueron elaborados pensando en el cuidado y la prevención de los animales que se encuentre en contacto con el almendro, como es el caso de las abejas, ya que dependiendo del tipo de producto puede afectarles y dañarles.

Por tal razón, se recomienda llevar siempre una muestra o una foto de cualquier cambio que se note en la planta y acudir a un experto, con la finalidad de una orientación acertada de acuerdo a cuál será el mejor método a utilizar.

Para evitar cualquier tipo de hongo/ plaga del almendro es fundamental que tengas en cuenta que el uso de fertilizantes de manera inapropiada, la eliminación de suelos descansados, el monocultivo de altas producciones, son algunas de las prácticas que pueden dar origen a un ecosistema favorable para que se de esta y otras patologías.

Últimas Noticias