Con la finalidad de mejorar su experiencia de navegación esta web contiene cookies.

Vale Leer más

CBH y los diferentes sistemas de cultivo

Publicado el 18 de noviembre de 2014.

CBH y los diferentes sistemas de cultivo

Optimizar la rentabilidad económica del olivar no siempre es fácil. Mediante este post, ofrecemos información orientativa para ampliar las plantaciones de olivar. En este sentido, es importante prestar atención al sistema de cultivo utilizado. Existen básicamente tres opciones: el olivar intensivo , el olivar superintensivo y el sistema tradicional.

1.- Las plantaciones de olivar intensivo constan de olivos aislados en marcos de 6 metros por 3. La densidad de estas plantaciones varía desde 200 hasta 600 árboles en cada hectárea. Los pasillos oscilan entre 3 y 6 metros. Gracias a la mecanización, se pueden usar cosechadoras o vibradores para la recolección, consiguiendo mejores resultados.

2.- El segundo sistema es plantaciones de olivar superintensivo. Este método se caracteriza por la densidad del árbol alcanzando hasta 2.000 por hectárea, en calles juntas de hasta 4 metros entre hileras. La vida útil de los olivos es menor que en el caso del cultivo intensivo (40 años aproximadamente) y, por tanto, es necesario renovar las plantas cada 12 o 14 años.

3.- Dentro del sistema tradicional, existen dos variedades: el mecanizado y el no mecanizado. En las plantaciones de cultivo mecanizable, es posible pasar a cultivo intensivo consiguiendo más densidad de árboles por hectárea. El suelo suele tener menos de un 20% en pendiente. En las plantaciones mecanizadas de olivar es más fácil pasar a un sistema intensivo que en las no mecanizadas. La orografía no lo permite.

En España, según la Asociación Española de Municipios de Olivo, el 76% de las plantaciones son tradicionales y solo un 2% es superintensivo. Es importante evaluar y comparar cada tipo de sistema presentado para aumentar la rentabilidad. El sistema superintensivo ofrece numerosas ventajas a tener en cuenta. La primera ventaja y quizás la más importante es que la inversión se recupera rápidamente.

Las plantaciones de olivar superintensivo están diseñadas para ser rentables. La capacidad de recolección es muy significativa y, además, la entrada en producción es más rápida que en otros sistemas de cultivo. Se estima que comienzan a rendir desde el segundo o tercer año y que, a los cinco años, la plantación se encuentra en plena producción. Las variedades empleadas en este tipo de cultivo hacen que se tenga una producción de manera muy precoz y con una altísima productividad. Además, el coste de producción por kilogramo de aceite es menor. Si el coste medio por kilo ronda 1,20 euros en cultivo superintensivo, en el cultivo tradicional puede incluso superar los 2 euros el kilo. Esto se da, entre otras razones, porque las cosechadoras de las plantaciones son conducidas por un único operario, reduciendo así los costes por la recolección.

La calidad del producto final es inmejorable. Para empezar, el 100% del aceite producido es de calidad virgen extra. Esto es posible debido a que la aceituna se recoge en el momento de maduración óptimo. Ya que la aceituna no toca el suelo, es el total de la aceituna lo que se aprovecha y se transforma con rapidez. De ellas, se obtienen aceites de buenísima calidad que luego son muy apreciados en el mercado local e internacional. El rendimiento graso es bastante aceptable.

En definitiva, la forma de recolección mecanizada de los sistemas superintensivos, conlleva una reducción de costes considerable que compensa el gasto en renovación de plantas cada 14 años. Los altos rendimientos las cosechadoras, que permiten recolectar una hectárea en dos horas, aseguran una buena productividad. Es, por tanto, el sistema más recomendable para la producción de aceite de oliva de buena calidad.


2 Comentarios para “CBH y los diferentes sistemas de cultivo”

  1. Santiago Boxó Cucurny dice:

    Ante la reciente herencia de una finca recibida hace un año, estoy considerando posibles plantaciones de olivar.
    Me gustaría saber si aparte de la muy presente arbequina hay alguna otra variedad en alza de demanda por la zona del Baix Camp , Tarragona y si tambien son aptas para un cultivo superintensivo.
    Gracias de antemano.
    S. Boxó

  2. Liborio Alvarez Lopez dice:

    Tengo unas tierras que me gustaría platarlas de olivo Como me puedo asesorar…

Deja un comentario